En vez de recolectar conchas, recolectemos basura.

Escrito por Viviana Araya Gamboa, artista costarricense de Pez Cocinado

13120936_1387592757933351_958704681_o

AMO el inmenso mar, pero principalmente esos pequeños detalles que lo habitan, ¿¿por qué?? No lo sé, nada más entiendo que estar ahí me hace demasiado feliz. Usualmente criticamos a los barcos camaroneros, a los pescadores, pero desde casa, desde donde estemos, podemos también generar un gran impacto sobre toooda esa vida, ¿¿¡¡qué tan responsables somos de nuestra basura!!?? La cual con la ayuda de la lluvia, el viento y algunos por irresponsables, somos participes de apagar parte de los colores y detalles que viven en todo ese azul.

Mi mamá me enseñó a ver los paisajes como obras de arte y los biólogos de mi familia a cuidarlos y respetarlos, por lo que me NIEGO a incorporar los desechos en mis paisajes de mar o al sumergirme en él. A raíz de esto empecé a andar una bolsa en mi bolso y recolectar la basura del paisaje y a emplear el lema de ¡¡¡¡la basura no es un desecho, es un recurso mal ubicado!!!! La mayoría de las cosas que recolecto las incorporo en algunos de mis inventos.

La basura no es un desecho, es un recurso mal ubicado

13148275_1387592817933345_1406487338_oMi hermana en un paseo que no me llevó, me mandó una foto de lo que había recolectado y esto inició una cadena de fotografías. Mi familia y yo tuvimos la iniciativa de documentar en las redes sociales sobre los desechos que nos encontramos en cada una de las playas, hoy en día se nos han sumado varios amigos. Lo mejor sería que no hubiese nada que recolectar, pero dada la realidad preferimos ser más responsables con nuestras quejas.

Todo consiste en generarnos entre nosotros buenas ideas y acciones… que al final de cuentas son estas las que nos hacen más felices y no cuestan nada.

13128651_1387592721266688_1250938076_o

13052484_1387592751266685_726815799_o

 

Un comentario en “En vez de recolectar conchas, recolectemos basura.

  1. Aparte de una extraordinaria sensibilidad, al igual que su madre y sus hermanas, Vivi hace gala de una consciencia ambientalista, que revela su compromiso con los demás y con la naturaleza .

Responder a Roberto Salom E. Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.